¿Cómo hacer que mi perro adelgace?

Seguramente más de una vez habrás pensado que tu perro se ve bien con esos kilitos de más, pero la realidad es que un perro con sobrepeso no es ni feliz ni sano. Los perros con sobrepeso son propensos a enfermedades como las cardiopatías, el cáncer y la diabetes canina, fatiga constante, y otros problemas debilitantes que pueden acortar la vida de tu mascota.

Conoce los síntomas de un perro con sobrepeso u obesidad: hay diferentes formas para saber si tu perro tiene sobrepeso; puedes hacerle la “prueba de la costilla” por ejemplo, de la siguiente manera: pasa las manos por el costado de tu perro. Busca sus costillas, si no puedes encontrarlas fácilmente, tu perro está gordo y tiene que bajar de peso. Un perro de tamaño normal tendrá una cintura delineada y su barriga no estará bajo su caja torácica cuando se ve desde el lado.

Puedes también pesar a tu perro en casa. El mejor método para pesar a tu perro es en primer lugar, pesarte tu, a continuación, levanta a tu perro y sube a la báscula con él. Resta tu peso del total, así obtendrás el peso de tu mascota. Si tienes un perro grande, asegúrate de levantarlo con cuidado para evitar lastimarte la espalda o tirarlo al piso. Comprueba el peso ideal de la raza de tu perro con su peso actual, para saber cuántos kilos de más tiene tu can.

Visita a tu veterinario: Explícale a tu veterinario tus preocupaciones y discutan las opciones de dieta para restablecer el metabolismo del perro. El veterinario te ayudará a evaluar el peso del perro, y te dará una idea de cuántos kilos tendrá que perder. Saberlo es una de las cosas más importantes que debes tener en cuenta. Si tu veterinario elabora un plan específico de alimentación para tu perro asegúrate de seguirlo cuidadosamente.

Monitorea los cambios en la dieta: Es una buena idea mantener un registro diario de lo que le estás dando de comer al perro y la cantidad de ejercicio que está haciendo. Llévale esta información a tu veterinario para que él pueda medir el progreso del plan de pérdida de peso. Puedes también usar una taza de medir para asegurarte de que las proporciones de alimento que le estás dando son las adecuadas.

Corta todas las “golosinas” y “pecados” de la dieta de tu perro: Las golosinas nunca deben superar el 10% de las necesidades calóricas diarias de tu perro. Reemplaza las golosinas por alimentos saludables.

Algunos ejemplos de golosinas saludables adecuadas son: zanahorias, mango, brócoli, apio, manzanas, frijoles verdes, etc; así como galletas bajas en calorías sugeridas por el veterinario. Comprueba siempre que los alimentos que le estás dando a tu perro son adecuados y seguros, pues algunos alimentos comunes para los humanos pueden ser tóxicos para los perros.

Planea un programa de ejercicio: Los perros necesitan hacer ejercicio regularmente para prevenir problemas de peso. El ejercicio mejora el tono muscular de tu perro, el metabolismo y su peso. Puedes comenzar poco a poco, y luego ir aumentando la frecuencia. Ten en cuenta que caminar puede no ser apropiado en el caso de un perro obeso por ejemplo, por eso te recomendamos que hables con tu veterinario para adaptar el programa de ejercicios según las necesidades específicas de tu perro.

Para empezar, camina tanto como haga feliz a tu perro, y empieza a aumentar las distancias progresivamente cada día. Una vez que el perro está acostumbrado y se de cuenta que estás hablando en serio, debes empezar a caminar ya con el fin de empezar a perder peso. No permitas que tu perro pierda el tiempo husmeando en el patio del vecino, trata de forzarlo a que acelere la marcha y a que mantenga un ritmo constante. Jugar a tirarle objetos y/o juguetes durante al menos veinte minutos diariamente es recomendable.

Monitorea el peso de tu perro, por lo menos una vez a la semana: Consigue una escala canina, o utiliza el proceso de pesaje que te explicamos antes, y haz un gráfico. Introduce los datos del peso de tu perro en la tabla para ver el progreso.

Tu perro también debe ser pesado mensualmente por el veterinario hasta que haya vuelto a su peso normal.

Publicaciones relacionadas

Sin Comentarios

Los comentarios están cerrados.